in

Unos AirPods robados sirven para rastrear a las tropas rusas en la guerra de Ucrania

Dentro del ecosistema de Apple hay dispositivos que tienen una importancia vital, como los AirPods. Bajo mi punto de vista y por lo mucho que los utilizo se han convertido desde su lanzamiento en indispensables. Y ahora además en caso de perderlos siempre podemos localizarlos con la app de Buscar. Como le pasó a nuestro protagonista de hoy, un ucraniano al que se los robaron las tropas rusas y tiró de la tecnología para rastrear la posición de sus auriculares.

AirPods

La tecnología de rastreo de los AirPods ayuda a rastrear unos AirPods robados a su propietario, un ucraniano de la ciudad de Hostomel, al noroeste de Kiev

La noticia que hoy os cuento y que nos llega vía Gizmodo por una publicación en The Times (Londres), nos habla de una historia curiosa dentro de algo tan grave como es la guerra de Ucrania. A nuestro protagonista de hoy Vitaliy Semenets, de Hostomel, le robaron sus AirPods en el avance de las tropas Rusas hacia el sur para hacerse con el control de los alrededores de Kiev.

A principios de abril el ejército invasor se retiró y Vitaliy utilizó la función de Buscar (Find My) de los AirPods para rastrear su ubicación. Información que posteriormente publicaría en Instagram donde se aprecia el rastreo de los AirPods y su ubicación al norte. Los “ladrones” habían viajado a Bielorrusia a través de la ciudad de Gomel. Y en la última publicación del 14 de Abril se muestra que sus auriculares se encontraban en la ciudad de Belgorad, que se encuentra en la frontera este con Ucrania y al sureste de Voronezh.

blank

Esto demostraría que las tropas rusas han saqueado pueblos y ciudades, quedándose sus tropas con parte del botín a su paso. En este sentido Semenets escribió en Instagram que “Gracias a la tecnología ahora sé donde están mis AirPods. Fui saqueado por arcos rusos en mi casa”.

Esto es una muestra más de que los dispositivos de rastreo que se usan para rastrear tecnología también son útiles para rastrear personas. Algo que choca con el derecho a la privacidad. Aunque está claro que este caso es totalmente diferente y sale fuera de lo común.

Nosotros como no puede ser de otro modo esperamos que la guerra acabe de una vez por todas y que no se produzcan casos como este ¡Hasta pronto amig@s! :)

blank

Written by Josep Maria Peña Barnés

Fiebre tecnológica / email: josep@isenacode.net

Deja una respuesta

blank

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…