El sistema de producción de un iPhone es realmente complejo, uno de los factores que lo hacen complicado es la cantidad de sujetos que forman parte de él. Con esto me refiero a que no todos los componentes que hay dentro del dispositivo provienen del mismo sitio, al contrario, vienen de diferentes fabricantes. Uno de ellos es Sony, el cual se encarga de fabricar los sensores 3D de las cámaras. Todo esto tiene relación con lo que os tenemos que contar hoy, la marca aumentará notablemente su producción de sensores 3D para cámaras y esto puede ser ”culpa” de Apple.

Tal y como nos explican desde Bloomberg Quint, la empresa japonesa se está preparando para aumentar su producción de sensores 3D para cámaras para el 2019. La razón: el interés de los usuarios con esta tecnología. Un sensor 3D mejora la calidad de las fotografías, por ejemplo, consigue una mejor profundidad.

Actualmente, Sony controla la mitad del mercado en este aspecto, y Apple es uno de sus mejores clientes. Gracias a estos sensores, se consiguen cosas como el reconocimiento facial o el efecto retrato de las fotografías.

¿Qué relación puede tener Apple con todo esto?

Como he dicho anteriormente, los iPhone necesitan estos sensores para hacer determinadas tareas, por lo tanto, la cámara tiene que incorporar uno de estos sensores como mínimo. Pero es que además, los iPad Pro de este año también los usan para conseguir el Face ID. Como podemos ver, Sony tiene un cliente fiel en Cupertino.

¿Por qué aumentará Sony su producción pensando en Apple? Pues muy fácil, estamos viendo la tendencia de Apple a añadir estos sensores a más dispositivos, con el tiempo, se espera que lo lleven otros nuevos. Teniendo en cuenta que la realidad aumentada será el plato estrella de los próximos años, en Sony auguran una alta demanda de estos sensores 3D por parte de la compañía de la manzana. Y no nos olvidemos de las gafas AR que veríamos en 2020.

Por lo tanto, podemos deducir más o menos que Apple necesitará mucho estos sensores que fabrica Sony. Creo que no hacen mal desde la compañía japonesa. Veremos a ver en un futuro a dónde nos lleva todo esto.