De un momento a otro, una de las tendencias a lo que smartphones se refiere serán sin duda los lectores de huellas integrados en la pantalla. Ya hemos visto cómo varias compañías del sector lo han lanzado con éxito y que otras ya están trabajando en ello por lo que llegará un punto en el que muchos usuarios podremos disfrutar de esta funcionalidad. También los de Apple porque la compañía de la manzana mordida ha patentado también el suyo.

Esto no tendría que venirnos de nuevo porque en teoría, el iPhone del décimo aniversario iba a llegar con este tipo de autenticación pero finalmente no lo hizo porque la compañía no lo vio claro ni le convencía la tecnología. Sin embargo, al tener esta patente registrada, tenemos más esperanza.

Apple patenta su propio lector de huellas que Oria integrado en la pantalla

Tal y como se puede leer en la patente, el sistema se basa en el denominado como “pulso acústico”, un método que consistente en el rebote de las vibraciones de ondas de sonido que provoca el dedo al presionar la pantalla. El sonido permite detectar la forma de la huella del dedo de una manera más precisa que los sistemas ópticos pero tienen un coste más elevado. Lo que provocaría un aumento del precio del dispositivo en cuestión.

Eso sí, de ver un iPhone con el sensor de huellas -o Touch ID- integrado en la pantalla no sería en septiembre de este año. Todos los analistas, entre los cuales también se incluye Ming-Chi Kuo, apuntan a que el momento será en 2020. Desde Apple se sigue trabajando y no lanzarán algo que no funcione a la perfección.

Sea como fuere, está claro que en Cupertino tienen en mente lanzar un dispositivo de estas características. Ahora solo falta que esperemos un poco para poder salir de dudas. Sería una buena opción la verdad.